Los ñoquis son un platillo procedente de Italia, donde se les conoce como gnocchi que significa bollo o pelotilla. Esta preparación se le conoce por su forma peculiar, así es pues tiene forma de bollo o circular, se prepara con harina aunque hay muchas variaciones de este pues algunos lo hacen a base de patata, sémola, yuca, platano, calabaza, ricota, entre otros.

Es considerado un tipo de pasta sin importar que sus ingredientes y forma de preparación sean distintos, pues éste se elabora haciendo una masa y con esta los bollos. Este platillo es muy popular a nivel mundial pues se incluye en la gastronomía de varios países como Rusia, Argentina, Austria, Uruguay, Costa Rica y demás.

Si estas interesado en saber como preparar paso a paso los ñoquis de sémola te invito a que sigas leyendo. Si deseas más recetas de ñoquis puedes encontrarlas en https://recetadeñoquis.com  .

Ñoquis de Semola

Ingredientes

  • 1 lt de leche.
  • 270 gr de sémola.
  • 100 gr de queso rallado.
  • Nuez moscada
  • 2 yemas de huevo
  • 2 cda de manteca (reservar 1 cda para gratinar)
  • Sal (al gusto)
  • Pimienta

Preparación

1.  Para iniciar con la preparación de nuestros ñoquis de sémola, iniciamos tomando una olleta y vertemos la leche allí, ponemos al fuego y dejamos que esta hierva.

2. Una vez este hirviendo la leche, espolvoreamos la sémola en la olleta, simultáneamente ponemos el fuego a bajo o lento y revolvemos constantemente hasta lograr una consistencia espesa.

3. Cuando ya este lista, retiramos la olleta del fuego y agregamos la manteca, las yemas de huevo, el queso rallado, nuez moscada y salpimentamos a nuestro gusto.

4. A continuación vierte la mezcla en una fuente previamente enmantecada y estírala con ayuda de un rodillo hasta que quede más o menos de 1 centímetro de grosor, eso si recuerda que debe quedar muy bien estirada y totalmente lisa.

5. Deja reposar la masa y ahora corta los ñoquis con ayuda de un cortapasta, por lo general se cortan con forma redonda pero puedes hacerlos de la forma que prefieras.

6. Pon los ñoquis de forma ordenada uno sobre otro en un molde para horno enmantecado, añade un poco del queso rallado por encima y de manteca derretida o en cubos como prefieras, llévalos al horno y ponlos a gratinar por unos minutos hasta que queden bien dorados.

Nota: Esta preparación puedes acompañarla con una deliciosa salsa boloñesa o bolognesa, o si prefieres con puerros o incluso champiñones.